Shaolin Soccer y el primer Mannequin Challenge

Shaolin Soccer es una película hongkonesa estrenada el 2001 de comedia, fútbol y artes marciales protagonizada y dirigida por Stephen Chow, a quien le dio fama como director. Si te gusta el fútbol o las artes marciales o los dos juntos, no te va a sonar porque esta es una película para gente que le guste el manga, Bola de Dragón, Oliver y Benji y series así. Pero aún así es una obra maestra. Te suena Kung Fu Sion? es otra comedia de acción incluso más famosa del año 2005 que esta dirigida por el mismo director, y para mi, una verdadera obra de arte. Esta y Shaolin Soccer son de esas típicas películas que son malas, pero no, son buenas. No sé cómo explicarloNo he conseguido encontrar ninguna escena en castellano y que valga la pena poner, pero mejor, así si la ves, te maravillas como lo hice yo:

  • Shaolin Soccer y el primer Mannequin Challenge

shaolin-soccer

“Shaolin Soccer narra la historia de un antiguo grupo de monjes Shaolin, ya retirados de la vida en el monasterio. Todos llevan una vida bastante patética y aburrida, hasta que un dí­a y han olvidado lo aprendido en el monasterio Shaolin… excepto uno de ellos, Sing (Stephen Chow), cuya máxima ambición es popularizar el kung fu en la sociedad moderna. La casualidad querrá que Sing se tope con un ex-futbolista fracasado, Fung (Man Tat Ng). A través del fútbol, Sing reunirá de nuevo a sus antiguos compañeros para formar el equipo definitivo, que será entrenado por Fung.

Los monjes utilizarán las habilidades “especiales” que cada uno aprendió en el monasterio para aplicarlas a dicho deporte. Así­, uno de los monjes tiene la cabeza durí­sima para los remates, otro es capaz de saltar a grandes alturas, etc. Lo que no sabían hace 15 años es que Stephen Show, el director, ya iba a hacer en una de sus escenas una de las grandes tonterías virales de moda de internet y que muchos años después, se pondría de moda.

El primer supuesto “Mannequin Challengue”. Y lo dicho, obras maestras.

Tags

Barthestudios

Soy una persona de mente clara y calva reluciente con una incontrolable ansiedad por buscar el juego de palabras perfecto, la situación ambigua convertirla en ingeniosa, transformar frases normales y recitarlas en prosa, hacer chistes por doquier como quien no quiere la cosa... y no la puedo controlar.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.